martes, marzo 04, 2008

Adios, mi niña

Perdóname, pequeña. Al final no salimos de ésta, como tantas veces te prometí. Al final sólo he salido yo, y tú te has ido.
Ha sido muy duro despedirme de tí, pero te he hecho el que creo que era el mejor, único y último regalo que podía hacerte. He cogido tu dolor y me lo he tragado, para que pudieras irte tranquila, como te merecías. No te preocupes por mí, irá saliendo con cada lágrima y al final podré recordarte con una sonrisa, como siempre.
Espero que hayas llegado bien a donde estés y que te haya gustado emprender el viaje desde mis manos. A mí, pese al dolor y al llanto, me ha encantado estar contigo hasta el final. Te lo prometí anoche y eso sí he podido cumplirlo.
Cuidate mucho, mi niña. Y recuerda mis manos...

9 comentarios:

sonita dijo...

Lo siento mucho :(

Cristina dijo...

Lo siento mucho, Lal. Pero seguro que ha sido muy feliz teniendo una dueña como tu, que la ha querido hasta el último momento. Muchos besos.

Ali dijo...

:-(

Alberich dijo...

Solo podrá recordar tus manos y tu cariño.
Lo siento mucho,Lalita.

Un super abrazo

Yure dijo...

Lo siento mucho Lal :(

hannuskah dijo...

Lo siento mi niña :(

Kaken dijo...

Deja que todo salga, Lal.....el dolor pasará, veo que lo sabes, y eso ya es mucho.
Un beso muy fuerte.

Eli dijo...

Lal, no tengo palabras...Sólo un hombro a tu disposición.

* La Niña Ninja * dijo...

Lo siento mucho bonita ^3^ tú pequeña se habrá ido contenta de haber tenido una amiga que se preocupase y la cuidase tanto.
un besito